Remedios caseros con clara de huevo y avena para pieles grasas

El huevo es un alimento muy versátil que puedes aprovechar como remedio natural para el cuidado de la piel. Sus nutrientes ayudan a proteger el cutis, dejándolo más suave y limpio. Además la clara de huevo para la piel resulta beneficiosa, debido a su gran valor nutricional (proteínas y vitaminas del grupo B).

Las pieles grasas son las más propensas a sufrir de acné y puntos negros, además de ese brillo incontrolable que es tan molesto. Pero aunque el huevo no puede curar la piel grasa, su aplicación semanal ayuda a lucir un rostro más fresco, suave y disminuir los poros abiertos que puedas tener. En este caso lo combinamos con harina de avena, un ingrediente que ayuda a hidratar y proteger la piel, de acuerdo con varias investigaciones

Y lo mejor de todo es que estos dos ingredientes están al alcance de tod@s y se pueden combinar con muchos otros para obtener varios tratamientos.

¡En esta ocasión combinamos clara de huevo y harina de avena!

Ingredientes

  • 1 clara de huevo
  • 2 cucharadas de harina de avena (20 g)

Preparación

  • Batimos una clara de huevo y mezclamos con la harina de avena.
  • Tras obtener una pasta espesa y homogénea, procederemos a utilizarla.

Modo de aplicación

  • Extendemos la mascarilla por todo el rostro, enfocándonos en las zonas más grasas.
  • Dejaremos actuar nuestra mascarilla durante unos 20 minutos y enjuagaremos con agua.
  • Aplícala de 2 a 3 veces a la semana, según lo consideres necesario y obtendrás unos resultados extraordinarios

 

Y tú ¿Ya aprovechas todos los beneficios de la clara de huevo para tu piel?

Grupo Avícola RUJAMAR

    Nos ayudas a construir un mundo mejor?